Piedras

La gripe y los procesos catarrales mejoran con la fisioterapia

Mejorar el estado físico y anímico durante la gripe y en el catarro, gracias al apoyo de la fisioterapia, es el mensaje del nuevo videoconsejo de febrero de la campaña “12 meses, 12 consejos de salud” del Colegio de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid.

Hay que recordar que la gripe, el catarro o la neumonía, son propios del invierno y suelen producir tos, expectoración, congestión nasal, dolencias musculares y en las articulaciones.

Hay que recordar que la gripe, el catarro o la neumonía, son propios del invierno y suelen producir tos, expectoración, congestión nasal, dolencias musculares y en las articulaciones, y “pueden hacer todavía más pesado el proceso de recuperación, que suele estar entre los siete y los diez días en la mayoría de los casos”, añade la secretaria general del Colegio, Montserrat Ruiz-Olivares.

Consejos de los fisioterapeutas

Los fisioterapeutas recomiendan realizar ejercicios respiratorios diafragmáticos y de la parrilla costal para ayudar a expectorar, controlar la tos y activar y relajar la musculatura inspiradora y espiradora.

Los fisioterapeutas recomiendan realizar ejercicios respiratorios diafragmáticos y de la parrilla costal para ayudar a expectorar, controlar la tos y activar y relajar la musculatura inspiradora y espiradora.

Además, aconsejan levantarse y caminar por la casa para evitar que se agudice el dolor en las articulaciones. “Durante estos procesos transitorios pasamos muchas horas tumbados en la cama o en el sofá, por lo que movernos, cambiar de postura, e incluso dar pequeños paseos por la casa, puede ayudarnos a evitar el dolor de espalda, especialmente en la zona lumbar”, indica Ruiz-Olivares.

aconsejan levantarse y caminar por la casa para evitar que se agudice el dolor en las articulaciones.

Por otro lado, proponen realizar movimientos de flexión, extensión y abducción con los brazos, así como con el cuello, alternando rotaciones de derecha a izquierda y hacía arriba y hacia abajo. Estos ejercicios, realizados en series de seis, en secuencias de 30 segundos, durante cuatro veces al día, son de gran ayuda a la hora de evitar otros posibles problemas derivados.

roponen realizar movimientos de flexión, extensión y abducción con los brazos, así como con el cuello, alternando rotaciones de derecha a izquierda y hacía arriba y hacia abajo.

Por último, los fisioterapeutas recomiendan incorporarse de forma progresiva a las actividades cotidianas y acudir a la consulta del fisioterapeuta si persisten los dolores de espalda o a la hora de respirar, una vez ya superados estos procesos estacionales.

Tageadas: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.